Skip to content

Ad Astra: primeras críticas desde el Festival de Venecia

El gran estreno de ciencia ficción de la temporada, la aventura espacial Ad Astra, dirigida por James Gray y protagonizada por Brad Pitt, ha participado en la Sección Oficial del Festival de Venecia, junto a otras cintas muy esperadas como Joker de Todd Phillips, Marriage Story de Noah Baumbach, The Laundromat de Steven Soderbergh, El oficial y el espía de Roman Polanski y La verdad de Hirokazu Koreeda, entre otras.

Ad Astra cuenta la historia del astronauta Roy McBride, el cual se embarca en un viaje hacia una lejana estación en Saturno donde tiempo atrás se perdió el rastro de una expedición. Su objetivo es encontrar a su padre, el astronauta al mando de la primera misión, y resolver un misterio que amenaza la supervivencia de la humanidad. Aunque no ha figurado en el palmarés de la Mostra (el León de Oro fue para Joker y el de Plata para el último film de Polanki), la cinta ha obtenido una gran respuesta crítica, con unas primeras reseñas muy elogiosas.

Antes de su estreno el 20 de septiembre, repasamos a continuación lo que han dicho de Ad Astra algunos de los medios nacionales enviados al Festival de Venecia:

  • Para Nando Salvà (El Periódico), Ad Astra es una versión sideral de El corazón de las tinieblas, la célebre novela de Joseph Conrad. Se trata en palabras de Salvà de un estupendo drama de ciencia ficción que gira en torno a un destacable Brad Pitt como protagonista.
  • Manu Yañez (Fotogramas) también habla de “hazaña actoral” de Pitt, en una película que más allá de la historia espacial es “una incursión en las catacumbas del espíritu humano”. Para este crítico, el gran tema de Ad Astra es el desconcierto existencial pero tratado a una escala humana, no trascendental como en el cine de Terrence Malick (El árbol de la vida) o de Alejandro G. Iñárritu (El renacido).
  • En ese mismo sentido, Joan Sala (Filmin), comenta que Ad Astra “antepone la dimensión conceptual a la espectacular, la reflexión a la pirotecnia visual”. Según Sala, “no es que sea una puerta que nos abre a una espectacular galaxia, más bien la que de forma increíblemente realista nos abre hacia el interior del alma humana”. Además, para él, la película cuenta con guiños a 2001: Una odisea en el espacio (Stanley Kubrick, 1968), Solaris (Andrei Tarkovsky, 1972) y al universo Mad Max (George Miller, 1979, 1981, 1985 y 2015).
  • Carlos Elorza habla en su crítica de Ad Astra para La Finestra Digital de la reincidencia de su realizador, el estadounidense James Gray, en el tema de la relación padre-hijo, ya tratado por éste en anteriores films. Para Elorza, “a través de unas imágenes espectaculares y una excelente utilización del sonido y la banda sonora, Gray conforma un relato absorbente sobre la relación padre-hijo, sobre la forma en la que la figura paterna condiciona a sus hijos y sobre el derecho a la utopía y a las obsesiones personales frente a la fría y calculada constante científica”.
  • Para Luis Martínez (El Mundo), Ad Astra es “una película bellísima, magnética en cada uno de sus planos”. La cinta “reconstruye un espacio realista, sucio, ligeramente apocalíptico y muy humano”, a través de una historia lineal, un viaje espacial que “acaba por ser un recorrido hacia lo más hondo, como en La ciudad perdida de Z [la anterior película de Gray], el referente más evidente y cercano”.
  • Por último, para Tomasso Koch, de El País, este cruce entre El corazón de las tinieblas, Moby Dick y 2001: Una odisea del espacio logra su mayor mérito en “contagiar el desasosiego de un hijo que se aventura a años luz de distancia para descubrir quién es”.

 

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *